Welcome Spring.


Contame cómo se suponía que yo me diera cuenta. Contame. Porque era imposible darse cuenta de tus intenciones.
Acordamos que nadie sabría nada y de la nada pretendes que te de un beso adelante de otras dos personas del ambiente con las que compartíamos auto.
Tu ciclotimia no es mi problema. Vos no fuiste claro.
Lo peor de todo es que pretendo enojarme con vos por fingir estar molesto conmigo pero, en realidad, sólo estoy enojada conmigo misma por desear haberme dado cuenta; porque en el momento en que revelaste tus intenciones puteé en dos idiomas y me odié.
Y ahora también me odio pero no por los mimos motivos.
Me odiaba por no haber estado más despierta.
Me odio por seguir cayendo.

(publicado un día después)